El guatín por El guatín

reflexiones dan.... Publicado el 12 de Septiembre de 2017

El guatín por El guatín

"Vengo a darles el relato sobre el baile del guatín, que se baila dando saltos por eso se llama así..."

Visita nuestro blog
http://reflexionesdanzarias.blogspot.com
 
Por: John Mario Lora Uribe

 

"Vengo a darles el relato sobre el baile del guatín, que se baila dando saltos por eso se llama así..."

En 1986 la Casa de la Cultura del municipio de Urrao realizaba programas de intercambio cultural en las diferentes veredas. Una tarde calurosa acompañado de Benjamín Puerta y otros danzarines nos acercamos a la vereda Guapantal, ubicada a 6 kilómetros del casco urbano. Nos rodeaban los cultivos de fríjol, maíz, hortalizas y granadillas, por las mangas pastaba el ganado y algunas casas tenían criaderos de conejos que recibían la visita de guatines roedores que bajaban de las laderas de la montaña. 

Las corrientes de aire frio que descendían del Páramo del Sol se instalaban en el patio de la casa de Leonardo, luego aparecían los tiples, guitarras, bandolas y la romería (fiesta campesina) tomaba su forma, a ritmo de parranda campesina, salía al frente don Leonardo Guzmán a desafiar a don Hilario Serna Páez dando saltos, juntando las rodillas, inclinando el cuerpo, trabando los pies con una tensión y soltándolos rápidamente con movimientos exagerados de cadera, en los desplazamientos se muestra el ataque y la defensa, dando vía libre a la improvisación para imitar las acciones del conejo.

 Marina Bolívar, Hilario Serna, Leonardo Guzmán y Leonila Pérez. Foto: archivo Casa de la Cultura de Urrao

 
Mientras tanto, las personas que formaban la ronda lanzaban gritos y observan con curiosidad, después de que los hombres bailaban un buen rato invitaban a las señoras: don Leonardo bailaba con Leonila Pérez y don Hilario bailaba con Marina Bolívar. ¿Cómo se llama esa danza don Leonardo?, le pregunté y él respondió: “El guatín”. El maestro Benjamín Puerta los invita a recorrer con la Casa de la Cultura otros municipios y ciudades, estos bailarines siempre conservaban el buen humor, un sombrero blanco, cotizas, poncho, delantal y un buen trago de tapetusa.
 

 

El guatín. Corporación Cultural Canchimalos

 

En el año 1987 Alcides Montoya compone la música del Guatín y la letra la escribe Azael Herrera, músicos que acompañaban el grupo de danzas de la Casa de la Cultura del municipio de Urrao, la motivación era crear un tema propio para descansar de un porro que sonaba por varios rincones del municipio, del país y del continente “Se va el caimán” de José María Peñaranda; luego en el 2002 en compañía de León Gallo y Darío Osorio conforman el grupo musical los Guatines y realizan arreglos musicales a El Guatín en ritmo de porro.
 

Fragmento de la película Pasiones tormentosas (México - 1946) donde cantan El caimán.

Trabajo discográfico Los guatines. Vol.1 Parranda Urraeña. 2003

 

La energía del músico Alcides Montoya fue apagada por el plomo oscuro que recorre los campos y el guatín Leonardo Guzmán juega con Oscar Ludens en una montaña mágica que invita a la proyección de la cultura popular.

Foto: Andrés García Avila. https://goo.gl/EnGfkv

La emoción de esta danza recorre el valle del Penderisco y vuela hasta el valle de Aburrá.  
 
En el año 1989 representando al grupo de danzas de la Universidad de Antioquia en el encuentro de parejas gestado por el inquieto y vital folclorista Alberto Londoño sale a saltar el guatín acompañado del ingeniero Hectalibar Toro, estos movimientos despiertan en el publico los genes de la fiesta campesina y los deseos de compartir las enseñanzas de don Leonardo e Hilario se extendieron por varios grupos de danza como Cosecheros de Antioquia, Danzas de mi tierra y otros. En 1990 el guatín se anida en Canchimalos compartiendo los pasos y movimientos con Luis Fernando Castaño, Felipe Paniagua y Pascasio Chamorro.

Presentación del grupo experimental de danzas de la Universidad de Antioquia, 1990 

John Mario Lora Uribe (El guatín)

Roedor diurno que visita las noches de una corporación, excava madrigueras en la cultura popular. Se alimenta de canchimalos, risas, mariposas, semillas, frutos, insectos y proyectos. Es un dispersor de semillas de cultura. Habita en selvas húmedas, en las selvas de cemento, en los matorrales, en las selvas de bala y de esperanzas. Se encuentra amenazado por la cacería y por los monstruos que acechan romper las cadenas de la ronda.

 

"Este guatín es de Urrao y nació en Guapantal..."