La pasión que envuelve al flamenco

Danza en Red. Publicado el 11 de Diciembre de 2013

La pasión que envuelve al flamenco

Al hablar de pasión y expresión podemos referirnos a muchas danzas pero hay una que por su dramatismo y posibilidades de combinación con otros géneros ocupa un lugar especial, esta no es otra más...

Al hablar de pasión y expresión podemos referirnos a muchas danzas pero hay una que por su dramatismo y posibilidades de combinación con otros géneros ocupa un lugar especial, esta no es otra más que el flamenco.

Si cierras los ojos y evocas zapateo, palmas y unos acordes de guitarra española, ¿qué imágenes te vienen a la mente? No necesitarás una imaginación muy grande para visualizar a una bailaora andaluza, esto en efecto tiene que ver con el flamenco pero hay mucho más que en este baile.

Ya lo sabemos, así como la pasión no abandona a la danza, esta tampoco deja atrás a su eterna compañera, la música. Esto pasa se ve expresado fielmente en el flamenco que como expresión de un pueblo tiene marcados dos componentes muy claros que se complementan entre sí.

En el flamenco, tanto la música como el baile son sus modos de ser como arte. En cuanto a la música, el ‘cante' y la guitarra son sus elementos fundamentales. Siendo la guitarra la “que le presta el compás y el ritmo imprescindibles para su realización, de manera que su progreso va unido al de este bello instrumento”.

Hay que decir que los llamados acompañamientos también son muy característicos, y estos no son otros que las palmas que se unen a la percusión.

Y el baile, ese ícono de la península ibérica, que viene a ser la médula de lo que más nos llama la atención, involucra, como elemento distintivo el talle, los brazos, las manos, los dedos, los hombros y la cabeza, además de lo convencional en otras danzas, es decir, pies, piernas y caderas.

Lograr la expresión de la pasión flamenca no es tarea sencilla. El sitio web red2000.com resalta que así como sucede en otras danzas, hace énfasis en que en este baile español se requiere “alma y técnica”.

El alma viene de un sentimiento profundo de lo español, esta danza se relaciona mucho con lo gitano pero su “ADN” incluye raíces fenicias, griegas, romanas, judías, musulmanas, entre otras.

Y si hablamos de la técnica tanto en la música como en el baile, para su correcta ejecución se requiere el conocimiento de 50 palos, muchos de ellos bailables.

Autor

Danza en Red Colombia

Perfil: Curiosos por la evolución de las tradiciones.
Área de desempeño: Investigador